En el mercado hay muchos aparatos con que las mujeres pueden alcanzar el placer sexual. Entre ellos se encuentran los vibradores, consoladores, etc. Sin embargo, existe un nuevo producto que garantiza alcanzar orgasmos placenteros. Se trata del succionador de clítoris.

Pueda que no sepas qué significa el nombre “juguetes a presión de aire”, pues el mercado de juguetes sexuales está inundado de productos similares. Al “chupar el clítoris”, este aparato funciona de la misma forma que el sexo oral, produciendo orgasmos satisfactorios.

Esta es una explicación simple de cómo funciona este juguete sexual, y para conocer cómo elegir el mejor succionador de clítoris, es importante que conozcas con detalle en qué consiste este aparato. ¿Te animas a seguir leyendo?

Succionador de Clítoris Satisfyer Pro 2

Disfruta tus orgasmos como nunca antes

  • ¡Oferta!
    OFERTA

    Satisfyer Pro2 + Edición 2020

    31,90 

¿Qué es un succionador de clítoris?

Es dispositivo que se presenta en numerosas formas y se caracteriza por tener una boquilla circular, ubicada en la parte superior que se suele acercar al clítoris para darle placer a través de presión de vacío.

Al encenderse el succionador, este va a producir una ligera succión y vacío alrededor del clítoris, con el fin de atraer sangre a la zona y activar las terminaciones nerviosas que te conducirán al orgasmo.

En modelos avanzados se sustituye el vacío por ondas ultrasónicas, cuyo efecto es más sutil, pero a la vez más intenso. Quizás te parezca difícil de manejar el aparato al comienzo, pero luego de un rato el juguete te asegura el orgasmo en pocos minutos, sin requerir mayores estímulos.

Buena parte de los succionadores de clítoris, como es el caso del Satisfyer Pro 2, cuentan con batería recargable y son resistentes al agua, pues muchas mujeres opinan que utilizarlo en una tina es mejor. Hay muchos tipos de succionadores, y se pueden usar en solitario o en pareja.

¿Cómo elegir un buen succionador?

Existen algunos criterios que debes tener en cuenta para elegir y comprar un buen succionador de clítoris, y te los explicamos a continuación:

Materiales

Se recomienda el uso de succionadores fabricados en silicona biocompatible, la cual es mucho más higiénica. En caso que compres un succionador de marca reconocida, este punto lo tienes asegurado. En cambio, si compras un succionador de materiales mediocres lo notarás de inmediato.

Si tu succionador de clítoris se encuentra elaborado en un material de buena calidad, esto es beneficioso para ti y para el aparato en cuestión, ya que es más fácil de limpiar y mantener en buenas condiciones.

Diseño y ergonomía

Cada zona íntima es diferente, por lo que la ergonomía es un aspecto a tener en cuenta cuando elijas tu juguete sexual. También es importante considerar la forma del clítoris, ya que esto puede ayudar al momento de elegir succionador.

Tamaño

A pesar que la mayoría que los succionadores de clítoris tienen un tamaño discreto, no todos son así. En caso que tengas pensado llevar este aparato en el bolso, fíjate en sus dimensiones al momento de hacer tu compra.

Niveles de intensidad

Aunque existen mujeres que disfrutan intensidades fuertes en sus succionadores, otras gustan de una estimulación suave. Por ello, verifica que el succionador que compres tenga varias intensidades. Lo habitual es que el aparato tenga al menos 10 niveles de succión.

Comodidad del aparato

Cada succionador tiene una forma diferente, y eso hace que, a pesar de su efectividad al estimular, no todos sean cómodos para agarrar y ubicar en la mejor posición. Los más cómodos de agarrar son los alargados, mientras que los que tienen forma de huevo son los más difíciles de sujetar.